Los acuarios son un elemento que ha llegado a convertirse en algo decorativo. Pero realmente un acuario atrae a los amantes de la pesca y de los peces.  Las infinitas posibilidades que existen para un acuario pueden llegar a convertirlo en un espacio muy bonito con mucho colorido y con peces muy bonitos y sorprendentes. El cuidado que tiene una pecera y los peces es distinto al de la gran mayoría de animales domésticos que podemos tener. Existen muchos factores que interfieren en la pecera. El ecosistema marino es complejo. Por esa razón te vamos a enseñar cómo cuidar peces de agua dulce. Tu pecera lucirá muy bonita mientras tus peces disfrutan de un ecosistema apacible para ellos.

Cómo cuidar peces de agua dulce

A la hora de elegir nuestro acuario y los peces que queremos como mascotas debemos elegir bien. Y es que a la hora de elegir peces hay que tener muchos factores en cuenta que para otro tipo de elecciones no es necesario. El tipo de agua, de pez de tierra, la temperatura etc. Pero si te has decidido por tus peces conocerás ahora cómo cuidar peces de agua dulce y verás que solo debes controlar ciertos aspectos.

  • Para empezar diremos que una pecera de agua dulce puede albergar en su ecosistema peces de tipo tropical o de agua fría. Por lo tanto cuando elijamos los peces debemos asegurarnos de que temperatura pueden soportar y si es necesario pueden colocarse en la pecera algún tipo de calentador para mantener la temperatura del agua.

    Cómo cuidar peces de agua dulce

    Pez tropical de agua dulce

  • De la misma manera que el caso anterior debemos prestar mucha atención a la alimentación. No existe una específica para cada tipo de pez. Si preguntas en la tienda de animales será la mejor manera de saber que alimentos dar a tus peces.
  • Hay algo muy importante. A la hora de tener un acuario y de saber cómo cuidar peces de agua dulce como es obvio es su hábitat. Elegir el acuario adecuado para nuestros peces de agua dulce puede ser vital para ellos. Y en este apartado entra algo muy importante como es el filtro. Es necesario tener un filtro y cambiar una parte del agua cada 1 ó 2 semanas.
  • Por último piensa bien en el tamaño de tu pecera. Da igual que sean de agua dulce o salada, los peces necesitan un espacio suficiente para moverse. Dales lugares por los que puedan meterse y explorar y espacios por donde puedan nadar. Ahora solo queda que elijas los peces que mejor se adapten entre ellos y los que más te gusten.

Temas