Lograr tapizar un sofá se trata de otorgarle una vida más al mueble. Por lo cual, desde Que How To, te indicaremos los pasos para que lo logres fácilmente.

Algunos causantes de que debas recaer en ello, resulta como consecuencia de un destrozo devenido de tu mascota o bien porque ya no se complementa con el contexto de tu salón. También, puede sucederse de que te hayas aburrido del mismo.

Puede que te creas el hecho de lo difícil que es poder darle un reemplazo, pero en un instante cambiarás de parecer. La economicidad y sencillez serán lo primero que percibirás, otorgándote un sofá de lo más particular y personalizado.

Pasos para lograr tapizar un sofá

  1. En primer lugar, vas a tener que esclarecer al instante la manera que quieres darle un estilo. La tela es lo primero en que debes centrarte, lo primero a comprar. Si lo crees óptimo, tienes la opción de tapizar un sofá con solamente un color, o bien puedes escoger algún estilo de estampado para cojines y brazos. Un claro ejemplo, tendrás a mano dos colores.
  2. Luego de que tengas claro que es lo que tienes mente, debes pasar a retirar todo el tapizado antiguo e irlo usando como boceto para la nueva tela. Por lo tanto, debes asegurarte de tener siempre algún centímetro de ventaja, para así no te queda corta la misma.

    tapizar un sofá

    Resulta primordial ir siguiendo de cerca cada paso, para así evitar problemas.

  3. Después, debes situar la tela en el área que se encuentra el asiento y extráela por el hueco que hay en el respaldo. Una vez que lo hayas estirado, a tal punto que se suprimen las arrugas, deberás empezar a grapar en los bajos.
    La tela tendrá que quedar bien tensada. Por ende, para que haya mayor seguridad, reitera el procesamiento con la zona del respaldar.
  4. Por consiguiente, para lograr un tapizado certero en los brazos del sofá, de primeras deberás realizar una costura, por separado, en las discrepantes zonas. Ya hecho todo eso, tendrás que irlos grapando a los bajos, de igual manera como si lo estuvieras haciendo con una silla.
  5. Por último, tendrás que repetir de similar manera el proceso, como hiciste con el asiento, para lograr el tapizado en la parte trasera del sofá. Si lo deseas o crees conveniente, puedes dar un remate en la parte alta con algunas tachuelas que sean de tu propio agrado. De ese modo, le estarás ofreciendo un toque personal a tu propio sofá.

Temas