La diarrea es una enfermedad muy frecuente entre los más pequeños. A pesar de que en la gran mayoría de los casos no es un trastorno que reviste gravedad, existe un cierto riesgo de deshidratación, sobre todo si hace calor. Los síntomas son relativamente sencillos de detectar: sequedad de boca y ojos y debilidad y cansancio sin causa aparante. Así, el suero oral casero se presenta como la mejor solución para evitar la deshidratación.

Un remedio casero que funciona muy bien para evitar la deshidratación a causa de la gastroenteritis, así como para acelerar el proceso de curación. Aunque habitualmente este suero oral casero se administra en niños, también sirve para adultos. A continuación explicamos cómo hacerlo en casa paso a paso.

Hacer suero oral en casa

Cómo hacer suero oral casero

Gastroenteritis

El proceos para hacer suero oral casero es muy sencillo. Te lo contamos de forma detallada para que no te pierdas nada.

Ingredientes

  • 1 litro de agua hervida
  • 2 cucharaditas de azúcar
  • 1 cucharadita de sal
  • El zumo de 1 limón
  • 1 cucharadita de bicarbonato

Elaboración del Suero oral casero

  1. Para comenzar con la elaboración del suero oral casero, lo primero es poner un litro de agua a hervir. Una vez llegue a su punto de ebullición, se retira del fuego.
  2. A continuación, en un bol de cristal de tamaño grande se añade el litro de agua hervida y el resto de ingredientes.
  3. Se mezclan bien hasta que los ingredientes se hayan disuelto por completo.
  4. El suero se sirve en frío, por lo que es recomendable esperar unos minutos hasta que el agua hervida se temple.
  5. Se puede administrar varias veces al día, tres o cuatro aproximadamente, hasta que haya finalizado el proceso diarreico.
suero oral casero

Suero oral casero

Teniendo en cuenta que se hierve un litro de agua, el suero resultante de la mezcla queda para más de una vez. Pues bien, es importante recordar que su durabilidad es de como máximo 24 horas. Es decir, se puede preparar un litro de suero oral casero para tomar tres o cuatro veces diarias; si aún así sobra, hay que tirarlo y preparar otro al día siguiente.

Tal y como hemos señalado, lo más frecuente es administrar este suero a los más pequeños. No obstante, es adecuado para personas de todas las edades, e incluso animales. Las sales incluidas en el suero sirven para reemplazar tanto el agua como las sales perdidas con la diarrea y los vómitos.

Ahora que conoces cómo hacer suero oral casero, siempre que tú o alguien de tu familia tengáis gastroenteritis puedes animarte a prepararlo para evitar la deshidratación.

 

Temas